1. No se nace hombre o mujer

No nacemos con un sexo determinado biológica, anatómica y cromosómicamente, sino que éste se aprende y se construye social y culturalmente, denominándose género.

2. La sexualidad es diversa

La expresión sexual puede tomar muchas formas, siendo la heterosexualidad solo una de ellas. Todo lo que importa es cómo deseamos autopercibir nuestro género, pudiendo “elegir” entre una infinita gama de posibilidades sexuales, que incluyen transespecie y/o transgeneracional.

3. La familia es un invento

La familia natural o “tradicional” (compuesta por un varón y una mujer) es un invento religioso y cultural en decadencia. Existen familias “diversas” dependiendo del género de sus miembros.

4. Los hombres son el problema

Todas las desigualdades, la violencia y las injusticias son causadas por los roles de género creados por los hombres, el machismo y el mítico “patriarcado“. Las mujeres son víctimas inocentes y seres moralmente superiores.

5. La violencia es unidireccional

La violencia de género se da, única y exclusivamente. de parte del hombre hacia la mujer y nunca a la inversa. Todos los hombres son violentos y potenciales criminales y femicidas. La masculinidad y lenguaje “sexista” son expresiones violentas y misóginas a erradicar.

6. El matrimonio es opresivo

El matrimonio y la maternidad son formas de oprimir y subyugar al género femenino que limitan y restringen sus libertades, oportunidades y derechos. La promiscuidad y el aborto “liberan” a la mujer de este yugo.

Esta ideología anti-científica es como un Caballo de Troya que se solapa en un discurso de igualdad, libertad y tolerancia, pero que en el fondo esconde una agenda de control político global y totalitario.

Fuente: http://feenaccioncce.com/caballo-troya-del-genero/

Noticias Recientes

Buscar noticias dentro de conapfam.pe