La Federación Europea One of Us ha expresado su “total rechazo” a la propuesta de la ministra de Comercio Exterior y Cooperación al Desarrollo de Países Bajos, Lilianne Ploumen, de crear un fondo internacional que sirva como contrapeso a la recién aprobada prohibición, por parte del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de financiar organismos en el extranjero que recurran o asesoren en materia de interrupción voluntaria del embarazo.

La denominada ‘Global Gag Rule’ o Política de Ciudad de México –donde fue anunciada en 1984 por el presidente Ronald Reagan– estipula que toda ONG que reciba financiación federal no puede promover ni ejecutar abortos en el exterior.

Trump ha recuperado esta norma, cancelando más de 500 millones de euros destinados a organismos de hasta 40 países que realizan labores sobre planificación familiar y aborto seguro, principalmente en países en vías de desarrollo. Como respuesta a la citada medida, Lilianne Ploumen propuso la creación de un fondo internacional con el objetivo de que mujeres “puedan seguir siendo dueñas de sus cuerpos”.

En este contexto, la Federación One of Us ha exigido en un comunicado hecho público este martes 14 de febrero “que las mujeres sean ayudadas, no que se ayude al aborto”. “Las mujeres de los países en desarrollo necesitan cuidados obstétricos esenciales, no el aborto”, ha subrayado.

Para el presidente de la Federación One of Us, Jaime Mayor Oreja, “estas nuevas acciones van claramente en contra de las exigencias de los ciudadanos”. “Estas declaraciones y solicitudes de financiación de acciones que amenacen directamente la vida humana no son un derecho, sino una clara violación de nuestros principios democráticos y de la defensa y protección de la vida”, ha manifestado.

Por su parte, el presidente Honorario de la asociación, Carlo Casini, ha indicado que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos “nunca ha reconocido el derecho al aborto y ha impuesto a Europa la neutralidad sobre este tema”.

“El Tribunal de Justicia de Luxemburgo declaró la dignidad humana del embrión, desde el momento de la concepción. Ofrecer dinero a organizaciones que hacen propaganda y aplican el aborto en el mundo, significa salir de esta neutralidad, alentar el aborto y violentar el principio de igual dignidad humana que el artículo 2 del Tratado de la UE establece como fundamento de la Unión”, ha declarado Casini.

En este sentido, el vicepresidente de la Federación, Thierry De La Villejégu, ha defendido que “el primer deber de la UE con respecto a las mujeres es permitirles dar a luz un bebé en condiciones de dignidad”.

“Insto a los países europeos a desarrollar rápidamente una atención médica de alta calidad para todas y cada una de las mujeres embarazadas. La financiación, por parte de la UE, de programas de promoción y aborto en los países en desarrollo es un acto de pura violencia, una violación de la conciencia de la mujer y una violación de la soberanía nacional. Estos programas deben ser condenados”, ha apostillado De La Villejégu.

Finalmente, según considera el secretario general de la Federación, Jakub Baltroszewicz, la acción de la ministra holandesa está “claramente en contra de la más exitosa iniciativa de ciudadanos europeos, One of Us”. “Estamos firmemente en contra de financiar el aborto con cargo al presupuesto común de la UE. Este asunto no es competencia de la Unión Europea y debe seguir siendo estrictamente competencia de los gobiernos nacionales”, ha añadido.

Fuente: http://www.europapress.es/sociedad/noticia-one-of-us-rechaza-creacion-fondo-internacional-contrarrestar-negativa-trump-financiar-aborto-20170214140400.html

Noticias Recientes

Buscar noticias dentro de conapfam.pe