El famoso rapero y actor Nick Cannon se presentó en el conocido programa de radio estadounidense “The Breakfast Club”, en el que explicó por qué considera que la excandidata presidencial, Hillary Clinton, no era la mejor opción para el futuro de su país.

“Hillary fue… piensa en todas las cosas que hicieron con Planned Parenthood. Ese tipo de cosas es tomar a nuestra comunidad”  y “es un verdadero genocidio y ha sido así desde hace años. Este sistema no está construido para nosotros”, manifestó.

Planned Parenthood, acusada desde julio de 2015 de traficar con órganos y tejidos de bebés abortados en sus instalaciones, manifestó su adhesión pública a Hillary Clinton durante las primarias del Partido Demócrata, e invirtió más de 30 millones de dólares en su campaña electoral.

La condena de Nick Cannon al aborto no es sorpresa. En 2005 lanzó la canción “Can I Live?” (¿Puedo vivir?), en la que narra cómo su madre desistió de practicarse un aborto y permitió que naciera el 17 de octubre de 1979.

La canción fue lanzada con un conmovedor vídeo, en el que un hombre lleva a una joven asustada a una clínica abortista y encuentra en la puerta una protesta de activistas pro-vida. La adolescente, que representa a la madre de Cannon, atraviesa el grupo entre pancartas en las que se puede leer “La vida es un derecho”.

El video muestra también a Cannon como un adulto, viendo la escena de su madre dirigiéndose a la instalación abortista. Él suplica a su madre durante toda la canción para salvar su vida cantando: “Siempre seré una parte de ti. Confía en tu alma, tienes que saber que siempre es verdad. Si pudiera hablar, te diría ‘¿Puedo vivir? ¿Puedo vivir?’”.

Cuando la canción fue lanzada, el rapero dijo que no estaba argumentando a favor de la vida. Dijo a USA Today: “no hice la canción para hacer una declaración política. Estoy agradeciendo a mi madre por ser fuerte”.

No obstante, Chloe Angyal, una conocida bloguera norteamericana, aseguró que Nick sí “pide a las mujeres, a todas las mujeres, que se encuentran en una situación similar, que tomen la misma decisión que ella. No hay otra manera posible de interpretar el mensaje: ‘si tu bebé pudiera hablar, te pediría que no hagas un aborto’”.

Del mismo modo, la autora explica que cuando Nick habla del “auténtico genocidio” de la multinacional del aborto más grande del mundo, Planned Parenthood, está señalado el hecho de que esta se dirige desproporcionadamente a las mujeres de la comunidad negra.

En julio del 2016, en un artículo titulado “#BlackLivesMatter (las vidas negras importan), culpa blanca y el marketing del racismo”, Ryan Scott Bomberger, activista provida afroamericano y cofundador y de la Radiance Foundation, indicó que “solo para poner las cosas en perspectiva, Planned Parenthood mata más negros desarmados en un día de los que la policía es acusada en un año”.

“Estas muertes de negros desarmados en el vientre causadas por Planned Parenthood suman 266 al día, que es el 30% -el porcentaje de los abortos en el país entre negros- de los 322.999 abortos que generan más de 200 millones de dólares al año para la cadena de abortos”, indicó Bomberger en aquella ocasión.

También te puede interesar: 

Noticias Recientes

Buscar noticias dentro de conapfam.pe